¿QUIERES PUBLICAR CON NOSOTROS?

Si quieres subir algún artículo sobre la historia, me lo puedes enviar a jossorioleon@gmail.com y lo subiré encantado

La Moneda en el Mundo Griego


LA MONEDA EN EL MUNDO GRIEGO: Moneda y polis. Sistemas monetales griegos. Tipos y leyendas. Las monedas de las poleis griegas. La moneda y la monarquía: acuñaciones de los reinos helenísticos.

 

Origen histórico de la moneda:

La historia de la moneda se inicia en la costa occidental de Asia menor sobre el siglo -VII. Existen discrepancias sobre quien la invento,  posiblemente fuera el Reino de Lidia o alguna de las ciudades griegas de la costa Jónica, existen muchas leyendas al respecto, entre ellas la del rey Midas, otro autores nos hablan de un tirano de la ciudad de Argos, Filón, al que se le atribuyen las monedas de plata para sustituir a los asadores de hierro, etc. Apoyándonos en los hallazgos arqueológicos, lo máximo que podemos llegar a saber es que su origen fue en el mundo griego y sobre la fecha imprecisa del -7, no se han encontrado monedas más antiguas en ninguna parte del mundo.

En esta zona de Asia Menor son abundantes las pepitas de oro en los ríos y el metal llamado electra, especialmente en el río Pactole que pasa por la capital de Lidia, Sardes, en este río se han excavado instalaciones metalúrgicas donde se separaba el plomo del electra, este procedimiento es llamado copelación, las primeras monedas son bolitas  irregulares de Electra, algunas muy rudimentarias y otras más avanzadas con tipos animales situados en el anverso y marcas en el reverso que nos indican su valor y la identificación de los talleres, de la mayoría de estas piezas no sabemos realmente su lugar de acuñación, lo que si sabemos es que existían diferentes cecas desde un principio y distintos valores de monedas, se han identificado piezas de valores altos que corresponden con la estátera y sus equivalencias, un tercio trite, un sexto hecte, etc. la unidad es la estátera y son muy irregulares, en estas monedas el peso se ajusta de manera diferente en las distintas ciudades, hasta ahora con seguridad conocemos el taller de Sardes, Mileto, Samos, Efeso, Focea, etc. algunas estan bien identificadas como las de Sardes con el tipo de un león, también utilizan el mismo tipo las monedas de Mileto, pero con la cara del león vuelta hacía el frente, en Efeso los tipos son la abeja y el ciervo, esta variedad nos puede estar indicando que el origen de las monedas fuera en las diferentes ciudades griegas de Asia Menor y no por una monarquía como en Lidia ya que la producción hubiera sido más homogénea, la primera moneda con inscripción pertenece a Efeso, en ella tenemos la inscripción traducida como, yo soy el sello de Phanes, estas piezas con nombres propios nos pueden ayudar a descifrar por que se hicieron las monedas, parece que su origen es privado, para más tarde pasar a un control estatal, otros autores piensan que Phanes es un encargado del santuario de Efeso y responsable de la amonedación.

Las primeras emisiones son muy problemáticas, uno de los problemas es que estan realizadas en electra y es difícil por lo tanto controlar la cantidad de oro y de plata que tienen las monedas, estas piezas pueden tener diferentes valores que puede no depender de sus peso, la cotización del electra es más baja que la del oro, las monedas analizadas van desde una proporción de oro del 55% al 31, pero realizando unos análisis más certeros apreciamos que tenían más cantidad de plata que de oro, en esta época se sabía como separar el oro de la plata, pero quizás no lo hicieran por la sencilla razón de que mediante la utilización del electra se ganaba más dinero en las transacciones ya que el poder emisor imponía su valor independientemente de la cantidad de plata o de oro que llevaran, por lo tanto a más plata, más ganancias, esta es una opinión de Lerider, tenemos otra explicación de manos de Wallace que nos dice que las monedas se hacen con electra por que es el más problemático de los metales por su variabilidad de aleación, de esta manera se utiliza como moneda fiduciaria para dar un precio estándar frente al oro y la plata. Otro de los problemas que tenemos es que las cronologías monetales no estan bien definidas, las más antiguas corresponden a dos depósitos monetales del templo de Artemisa en Efeso, en el primer depósito había piezas de orfebrería, objetos monetiformes y monedas, una de las más antiguas tenía el nombre de Alyates que podía coincidir con un rey primitivo de Lidia, estas monedas fueron datadas sobre el –7, pero nuevas excavaciones han demostrado que bajo la basa se han encontrado más restos que nos llevan a datar las monedas en el –6. Las primeras emisiones fueron utilizadas con fines limitados, eran de valores muy altos no adecuadas para el comercio, más bien para pagos estatales, además su circulación aunque escasa llegaba a ámbitos lejanos, las piezas se encuentran indistintamente en las diferentes ciudades, sobre todo en Efeso. A mediados del -VI, sobre el -570 se dejan de hacer las monedas de electra y se hacen de oro o plata, son llamadas creseidas que deriva de Creso, aunque este nombre fue puesto por los numísmatas del XIX, son monedas de oro o plata que facilitan un mejor control del peso y del valor, se basan en un nuevo patrón monetario más homogéneo, estas monedas corresponden al peso de una estátera de 10.70 gramos, es de plata y la media estátera 5.35 gramos hemiestatera, la equivalencia que se establece es de una moneda de oro por 20 de plata. Este cambio fue problemático, algunos autores piensan que era la forma de resolver el antiguo problema con las monedas de electra, otros achacan el cambio a la llegada de los persas a la zona, los persas ya utilizaban los pagos en metal puro con equivalencias muy claras, se dan cuenta de que el sello utilizado en la zona era buena idea, pero el metal utilizado no, por eso se cambia del electra al oro y la plata, utilizan los talleres existentes.

Esta forma de amonedación se impone y se va extendiendo por todo por las colonias griegas occidentales en Italia hasta llegar a Emporion. La técnica utilizada también avanza rápidamente, en el –5 se hacen ya grandes obras de arte monetales, son casi siempre por acuñación ya que la fusión se utiliza poco en Grecia. A las monedas se le da varios nombres en el mundo griego, argyrión que define a la moneda en general, kremata define el conjunto de bienes materiales calculados en moneda (aún hoy se utiliza este término) nomisma moneda como producto legal. En un principio todas son de valores altos emitidas en pequeñas cantidades ya que las ciudades griegas eran pequeñas y algunas muy pobres, solo se utilizan para el pago de impuestos o tramites comerciales con otras ciudades. En la época clásica nos encontramos con el dracma de plata que equivale a un cordero, también se acuñan en valores como el tetradracma, los tipos se mantienen invariables durante mucho tiempo. La moneda fraccionaria comienza a aparecer a fines del –V, son divisores en plata, más pequeños que hacen que la moneda sea diminuta y fácil de perder y de manejar, este problema no se resuelve hasta el –IV con la moneda de cobre y bronce, esta práctica es tardía e irregular, los pesos son muy variables y la relación de valor con la plata no esta muy clara, por lo tanto funciono poco y mal, en general las monedas estan pensadas para las funciones políticas, controlar la producción, recaudar impuestos, pago de ejércitos, algunas comunidades imponen sus monedas a las ciudades vasallas, como el caso de Atenas, los que se quieren oponer al vasallaje lo primero que hacen es elegir otro sistema monetal diferente, hay ciudades que solo amonedan para demostrar que son independientes ya que la moneda sirve como símbolo de independencia, este carácter político y de prestigio hace que se emplee como arma diplomática.

La ciudad es la emisora monetal, los ciudadanos y la autoridad eligen los tipos, el nombre y el patrón monetal de las monedas, por su nombre o signo siempre se hace presente la comunidad ya que los nombres personales no se utilizan hasta el periodo helenístico. Existen tantos sistemas monetales como ciudades emisoras, por lo que es necesario regular el sistema de cambio, en la práctica se imponen los sistemas más fuertes como el de Rodas, Atenas, etc. en estas relaciones de cambio funciona la banca como actividad privada, existen cambistas que suelen ser extranjeros ya que no esta muy bien vista la actividad, estos suelen estar en los puertos y en el ágora de la ciudad. En el –IV aparece algo mas parecido a una banca como el sistema mantenido por Atenas y sus aliados de la liga Ática, estos mantenían una reserva para gastos comunes, a estos tesoros comunes se les podían pedir prestamos de todo tipo, para pequeños particulares o entidades estatales, estos se conceden por la asamblea ciudadana, en algunos templos como en el de Delos también funcionaba esta práctica. Todas las monedas tendrán un patrón común, el dracma.

En Grecia tenemos variedad de patrones monetales, el sistema monetal está basado en la plata sobre todo extraídas de las minas de Laurión, de la isla de Sifnos e incluso de la P.I., las colonias griegas de Italia y Sicilia tendrán que importar la plata ya que allí es muy escasa, esto pasara también con los romanos. Predomina la moneda de plata de alta ley, se cuida mucho su peso estando en concordancia el valor oficial con el valor real de las piezas. La dracma es el nombre más utilizado en los patrones monetales, aunque tendrá diferentes patrones de peso, las monedas con valores altos serán poco utilizados, igualmente ocurre con algunos valores fraccionarios, de estos últimos el óbolo y el dióbolo serán muy utilizados. Las monedas atenienses lo normal es que no tengan marcas de valor, la diferencia entre ellas las tenemos en el peso y el tamaño, alguna que otra ciudad como Corinto  si utiliza tipos identificativos de valor como el medio pegaso o Siracusa que en el anverso presenta los valores altos cono un carro tirado por caballos y en los valores inferiores un caballo con jinete, etc. el patrón más frecuente en general es el ático, aunque en el siglo –VI contamos otros tres patrones aparte del ático.

El patrón de Egina: es el más antiguo, es casi contemporáneo a la aparición de las monedas en Jonia, en este sistema nos encontramos con pesos más altos que en Atenas, el dracma es para Atenas de 4,36 gramos y para Egina es de 6.24 gramos, la estátera que equivale a dos dracmas es de 12.47 gramos, el tipo característico de las monedas de Egina es la tortuga, solo tienen tipo en el anverso ya que en el reverso incorpora signos, este patrón no es solo utilizado por Egina, sino también por las ciudades cercanas del Peloponeso, es un patrón muy utilizado por la ciudades que se oponen a la política de Atenas, en la Isla de Creta también será utilizado llegando en algunos momentos a reutilizar las monedas de Egina que se identifican por el minotauro o el toro.

El segundo patrón es el de Atenas conocido también como patrón Euboico de la isla de Eubea que es donde apareció por primera vez en las ciudades de Calcis y Eretría, el peso de la dracma es de 4.36, en el reverso de estas primeras monedas podemos ver un pulpo, pero a partir del –V Atenas se hace con el monopolio, en el reverso tenemos a la lechuza y en el anverso a la diosa Atenea, este patrón tiene mucha aceptación en el mundo griego, la tipología de la moneda varía muy poco a lo largo del tiempo, este sistema es aceptado por algunas ciudades y en otras es impuesto a la fuerza como a los aliados de la liga ática, esto cambia en el –IV cuando Atenas pierde su papel dominante y vuelve a retomarse en época helenística con Alejandro Magno.

El tercer patrón es el de Corinto, la dracma tienen un peso más ligero 2.91 gramos, aunque el valor que más se acuña es la tridracma que equivale a tres dracmas como la estátera, la iconografía es un pegaso en el anverso y en el reverso la figura de Atenea que se diferencia de la ateniense por su casco más largo, al principio solo tenía tipo en el anverso y poco a poco se va desarrollando la figura de Atenea en el reverso, este patrón también será muy extendido ya que la ciudad esta muy bien situada comercialmente, también se suele utilizar este patrón en las colonias de la Magna Grecia y en algunas ciudades del Adriático

En Sicilia tenemos la ciudad de Siracusa que será una de las principales ciudades emisoras de monedas del Mediterráneo, este sistema sigue un patrón propio de plata, las monedas son llamadas de la misma manera que en el resto, pero el peso de los valores esta calculado en la unidad de peso llamada litra bronce de 46 gramos, un dracma equivale a 5 litras, las más arcaicas tienen en el anverso cuatro caballos tirando de un carro y en el reverso un motivo geométrico al que se le añade posteriormente un motivo femenino la ninfa de Aretusa, el motivo de tener un patrón de bronce en Siracusa es que la plata escasea.

También existirá en menor proporción la difusión del patrón persa.

Las mayoría de las colonias griegas se limitan a reproducir el sistema de sus metrópolis, pero a veces se las ven negras para encontrar plata, esto con el tiempo puede cambiar y se tiende a ir simplificando los patrones para facilitar los tratos comerciales ajustándose a los patrones más fuertes. Otra forma de uniformar estos patrones es mediante un tratado entre ciudades, este tratado es llamado homonoia, como en Focea con Mitilene o en la Magna Grecia en las que un solo taller realiza las acuñaciones para varias ciudades, esto también lo apreciamos en las ligas como en la Ática, estas uniones son a veces más políticas que económicas, esta forma de imponer el patrón como Atenas es un elemento eficaz de control por parte del estado de Atenas a sus aliados. La acuñación llega a ser de gran perfección con el tiempo, las monedas estarán muy bien terminadas, al trabajar sobre flanes gruesos es posible crear efectos de relieve muy marcados, hay personajes muy famosos que acuñan monedas y son llamados en diferentes ciudades por su calidad, lo sabemos por que suelen firmar sus acuñaciones como Euaineto de Sicilia. Desde un punto de vista económico no es muy importante la calidad de la acuñación, pero por otro lado se detecta una relación de orgullo ciudadano en la calidad de la moneda, las ciudades importantes quieren dar una imagen de prestigio y esta imagen se proyecta en la moneda de ahí que estén muy elaboradas. Algunas monedas se copian en otros lugares como las monedas de Ampurias que es la misma que la de Aretusa, las atenienses por su gran propagación también suelen ser copiadas en otros lugares. De esta manera la política monetaria de las ciudades griegas será muy parecida en los siglos -VI y –V.

Costa Jónica –VII-VI: a lo largo del –VII los principales centros emisores serán: Focea, con fracciones menores que la dracma. Lesbos y Cizyco estáteras de valor alto con atunes. La de Focea es una de las comunidades más activas, fundaron las colonias de Massalia y Emporion, exportan monedas de plata de valor pequeño.

Grecia continental: en esta zona se apuesta por las monedas fuertes, dracmas y múltiplos. En la zona tenemos a Egina desde el -VII y en el –VI se afianza, se abastecían de las minas de plata de Signos, emite sobre todo dracmas y didracmas, el tipo es una tortuga de mar, en el –450 son controlados por Atenas, pero a pesar de esta dominación sigue siendo una comunidad económica importante. Atenas: comienza emitiendo las monedas conocidas como Wappenmünzen, cabezas de medusa, león, toro, ánforas, mucha variedad, suelen coincidir con los emblemas de los escudos guerreros, parece ser que son escudos heráldicos familiares en las primeras ediciones.

 

 

En las últimas emisiones atenienses el estilo es diferente, en Esparta las monedas no se hacían, las pocas que hacen son con el tipo del soberano en el anverso y en el reverso una imagen de culto con el tronco liso, algunas llevan el nombre del rey en el reverso. También tenemos las monedas de Caria en la que se nos muestra a un gobernador persa de cuerpo entero Mausulo.

A lo largo del –IV las relaciones se desequilibran en Atenas que pierde la hegemonía con la llegada de los reyes macedónicos, pero con Alejandro Magno se retomará el patrón ático, los macedonios para los griegos eran unos bárbaros del norte, estos desde épocas tempranas emiten monedas fines del –VI, en la costa emiten las ciudades y en el interior las tribus, son muy parecida a las monedas griegas, en las tribales podemos ver el tipo con una yunta de bueyes como la tribu de los Edones, desde mediados del –V las tribus acaban siendo unificadas bajo una monarquía que emite ya las monedas que aluden a su persona como las de Alejandro I con su nombre en el reverso, a mediados del –IV nos encontramos con Filipo II que afianza el poder y prepara el camino para las conquistas de su hijo Alejandro Magno, una de las razones del poderío de Filipo II, fue el control de las minas de oro y plata de Crénides al norte de Macedonia a las cuales cambia el nombre por el suyo, sus monedas tendrán una amplia difusión, son dracmas de plata con el tipo de Zeus en el anverso y en el reverso un jinete con el nombre de Filipo II, son muy utilizadas en Grecia ya que el ejército las lleva, también gran parte de las monedas célticas e indígenas europeas copiaran estos modelos, Filipo utiliza dos patrones diferentes, para el oro el patrón ático y para la plata el patrón Calcídico, son monedas en las que vemos cambios que reflejan la nueva política de los monarcas, como la representación del padre de los dioses griegos en el anverso, la idea es de control universal, en el reverso vemos su nombre Filipo II que en las monedas griegas sabemos que no se ponían los nombres, también se hace alusiones a las victorias militares y a los juegos, esta política de propaganda monárquica será continuada por Alejandro Magno, este se plantea la conquista de todo el Imperio Persa, durante sus conquistas va fundando ciudades, las famosas Alejandrias, en las que crea nuevas cecas o en otras mantiene las existentes, las monedas continúan la línea de su padre, establece una equivalencia de una de oro por diez de plata, a medida que el reino se expande bajo su único mando adopta un solo patrón monetario que será el ático, las monedas aunque estén en cecas diferentes y alejadas serán muy homogéneas, son revolucionarias en varios sentidos, superan el concepto de la moneda ciudadana que es sustituido por la moneda nacional que además esta personalmente garantizada por el gobernante, por esta razón las monedas llevan su nombre, esta línea será seguida por las futuros gobernantes de gran parte del Mediterráneo y Oriente, sus monedas se pueden utilizar en todo el Imperio, en general los tipos principales siguen manteniendo la idea de universalidad de Filipo II, con Zeus, Atenea, Heracles, etc. pero ahora vemos la imagen de Alejandro asimilado a la divinidad como Heracles con casco de cabeza de león, esto será una gran novedad que procede de la concepción de la divinización de la monarquía oriental, los sucesores de Alejandro Magno utilizaran su retrato ya divinizado para afianzar y legitimar su poder, los territorios conquistados por Alejandro son de una extensión enorme, conformando un estado muy poderoso pero poco organizado administrativamente, a su muerte sin heredero, serán sus generales los que se repartan los territorios, tres serán los nuevos reinos, aparte de pequeñas ciudades satélites, el reino de Macedonia, el reino de Egipto y el reino seléucida, pero esta división no trae una ruptura grande en la política monetaria y el sistema implantado por Alejandro continua, el nombre de Alejandro se sigue utilizando como muestra de poder, la cecas quedan repartidas en los diverso territorios de forma desigual, lo mismo pasará con los recursos mineros, de esta manera la capacidad para emitir monedas será diferente en cada uno de los reinos. Se emite monedas de oro y plata, regularmente también de bronce,  que en el mundo griego apenas se da, los pesos de estas monedas de bronce no son claros ni uniformes ya que al tener poco valor no será importante, se mantiene el patrón ático, la moneda circula con fluidez por los diferentes territorios, esto lo comprobamos en los tesorillos encontrados que suelen contener piezas variadas. El oro cada vez se utilizará menos y en el –II será muy escaso, solo se utiliza en momentos difíciles o en casos muy especiales, la tetradracma de plata será la moneda en curso más utilizada, la plata mantiene su ley alta 900 milésimas o más, solo en momentos muy difíciles será alterada con cobre, los tipos incluyen dioses protectores de las distintas dinastías como Poseidón, Amón, Heracles, etc. también existen muchas alusiones a la victoria y se continua con el retrato de Alejandro divinizado, más tarde los monarcas emitirán sus propios retratos en las monedas. En estas monedas helenísticas solemos encontrar signos o marcas que parecen identificar a la ceca emisora, las monedas egipcias son las que más marcas o símbolos tienen.

El más inestable de todos los reinos será Macedonia ya que es un reino muy modificado, sus territorios pasaran de unas manos a otras, incluso nos encontramos con tres dinatías paralelas en el poder, tras estos momentos de confusión el reino pasa a manos de Antígono general de Alejandro Magno y su hijo Demetrio, este se termina proclamando rey (basileus), y lo encontramos retratado en las monedas con una fuerte emisión, sobresalen unos cuernos de su cabeza que es signo de divinidad, es un retrato realista pero suavizado, su peinado asemeja al de los dioses como Apolo con diadema que refleja a los héroes, en el reverso nos encontramos con tipos variados algunos con escenas militares que recuerdan la batalla de Salamina representada con la imagen de Poseidón o la victoria sentada en la proa del barco, los sucesores cambiaran el dios protector, algunas veces típico de Macedonia se utiliza el tipo con escudo y a un macho cabrío que representa al dios Pan, vemos dioses protectores particulares de monarcas particulares, los últimos reyes de Macedonia se encuentran en una situación muy débil como Perseo que ya entablara luchas con Roma y en sus monedas apreciamos una propaganda política para aumentar su poder, será retratado como héroe y en el reverso el tipo de águila de Zeus, de hecho las piezas del –II tienen menos peso y la ley es de menor calidad que en cualquier otra época de la historia macedónica.

El reino de Egipto es más estable, ocupa Egipto, la zona del levante palestino, Chipre y algunos enclaves de Asia Menor, esta estabilidad favorece el desarrollo del reino, Egipto no había tenido moneda en época faraónica, algunas fueron fabricadas en el –V por encargo Persa, la primera ceca oficial la crea Alejandro Magno en Alejandría que será el lugar de mayor producción monetal, también tenemos cecas en Tiro y Sidón, Egipto tiene una gran necesidad de monedas de plata para pagar a los mercenarios griegos y sin embargo no posee fuentes propias de abastecimiento de plata, por lo que la tienen que importar mediante el comercio o por botines de guerra, vende su excedente de trigo para conseguir esta plata, los tipos representan a Alejandro Magno con casco de elefante, el culto a Alejandro es muy fuerte en Egipto ya que fue nombrado faraón y para los egipcios es signo de divinidad. Con el primer rey Ptolomeo I, la cosa cambia, este monarca se afianza bien en el poder y reforma el sistema monetario con una política de autarquía, vende todo lo que puede y compra lo mínimo del exterior, sus piezas tiene la misma denominación y los mismos múltiplos que el resto del antiguo imperio, pero las monedas pesan menos que las demás, pero el cambio con las otras monedas se utiliza de igual a igual, en su territorio solo se utilizan las monedas egipcias, por lo tanto cualquiera que quiera comprar en Egipto tiene que cambiar sus monedas, con esto el estado gana con el cambio ya que las monedas exteriores tienen más plata que las suyas, pero el lado negativo de esto es que sus monedas no son bien vistas fuera de Egipto, esta política será continuada por los descendientes de Ptolomeo, en las monedas la imagen de Alejandro es sustituida por la del rey, podemos observar una mezcla sobre todo en el reverso de la cultura egipcia y griega, ya que aunque estos reyes son extranjeros e implantan algunas costumbres griegas, también se amoldan a la cultura egipcia, esto será también un motivo de prosperidad para el reino que se mantiene sin cambios, acuñan monedas de oro que procede de Nubia, también tienen abundancia de monedas de bronce que en este caso el peso esta bastante controlado, tienen ocho valore de bronce que utilizan un sistema de pesos locales siendo muy estables, los valores bajos de plata son sustituidos por las monedas de bronce, las reinas tendrán un papel importante en la sociedad que se ve reflejado en los tipos de la monedas que a veces representan solo la imagen de la reina o de ambos soberanos, tienen el título de basilisa, los retratos son realistas y en el reverso suelen tener el título del rey y su nombre junto a un águila, en general la política de los Ptolomeos es muy parecida, algunas veces cuando el suministro de plata es escaso y la moneda se devalúa se le añade más cobre, estos problemas se acentúan a principios del –II debido a factores socioeconómicos o sociales,  llegando incluso a desaparecer la moneda de plata, no se contrata a soldados por que hay que pagarles en plata y se alista a los ciudadanos que no están acostumbrados a estos alistamientos creando esta medida más conflictos sociales. El oro se reserva para casos excepcionales y la plata tiende a desaparecer, las últimas monedas de plata serán acuñadas por Marco Aurelio y Cleopatra.

En la zona seléucida gobierna Seleuco, es el reino más extenso de los tres y ocupa lo que el antiguo imperio Persa adoptando parte de sus costumbres, los metales como el oro proceden del norte de Asia Siberia que penetran por Afganistán, pero esta zona se pierde pronto y con ella la llegada de oro, a pesar de esta perdida, será un reino estable en la acuñación, en un principio comenzaran con el retrato de Alejandro Magno con el nombre del gobernante en el reverso, para más tarde ser sustituidos por las imágenes de los monarcas seléucidas, son monedas con muchas alusiones militares y con referencias a Apolo, en una pieza curiosa del rey Antíoco  se representa el caballo de Alejandro Magno, pero en general serán alusiones a la dinastía reinante, algunos tipos pueden ser de dioses personales y en otros encontramos a los elefantes de guerra que también lo veremos en el ámbito púnico, dependiendo de la zona los metales y los tipos varían ya que es un territorio muy extenso, el ritmo de emisión será diferente para cada zona y se ajusta a las necesidades militares o sociales, desde Seleuco II disminuye la producción y a lo largo del –II tenemos muchos altibajos que nos demuestran una decadencia.

Por otro lado los reinos pequeños de la zona como Pérgamo realizan acuñaciones más que por necesidad por prestigio, los tipos de las monedas son muy claros y bien terminados, Filitero alto funcionario de Pérgamo se queda con el tesoro de la ciudad y se proclama reino independiente, primero con el apoyo de Lisímaco y después bajo la protección de los seléucidas, Pérgamo adopta el papel de metrópolis muy prospera culturalmente, promueve las artes, bibliotecas, etc. para las potencias importantes de la época es interesante mantener un foco de cultura, el último protector de Pérgamo será Roma que más tarde lo incorpora a su Imperio.

Las ciudades griegas cada vez que pueden emiten monedas como Delfos, Argos, Atenas, Corinto, etc. en Delfos se utiliza el patrón de Egina, Atenas cambia el estilo de las monedas, aunque mantienen los tipos, la moneda es más barroca. Este panorama se mantiene hasta la conquista de Roma –II en el que vemos un cambio,  en las amonedaciones helenísticas vemos tipos con cajas o cestos donde se guardan los artilugios de culto, llamada cista, estas monedas son conocida como cistóforos, tienen un patrón diferente, equivalen a tres cuartos de la tetradracma antigua, aunque su valor es de tetradracma, son monedas pensadas para cambiarse por los denarios romanos equivalen a tres denarios. Roma mantiene  la acuñación de plata en el mundo helenístico, aunque la moneda romana es la que más circula.

Práctica para las monedas griegas:

En la época arcaica, los flanes son irregulares –VII-VI, son de electra, ojos almendrados, sonrisas arcaicas, peinados con tirabuzones geométricos, flanes muy gruesos,  anverso tipos animales, reverso signos geométricos, se utilizan estáteras y sus divisores. Los del –VI están más avanzado iconografía arcaizante, en las de fines del –VI son incusas . entre el –VI y el –V son más clásicas, más circulares. Son solo de plata, el oro es esporádico, dracma es la unidad, patrones diferentes. En el –IV son más perfectas, detalles, joyas, más inscripciones.

Bibliografía:


- ALFARO, C.: “Numismática”, Boletín de la Asociación Española de Amigos de la Arqueología 30-31, Homenaje al Dr. Emeterio Cuadrado Díaz (1991), pp. 271-278 (Dpto.).


- ALFARO, C.: La moneda, algo más que dinero. Leganés-Madrid, 1996. (Dpto.)


- ALFARO, C. - MARCOS, C. - OTERO, P.: Dinero exótico. Una nueva colección del Museo Arqueológico Nacional. Madrid, 2001 (Dpto.).


- ARÉVALO, A.: “El origen de la moneda, estado de la cuestión”, Gaceta Numismática 133 (1999), pp. 5-13.


- BELTRÁN, A.: Introducción a la Numismática universal. Madrid, 1987. (Dpto.)


- BELTRÁN MARTÍNEZ, A.: “Reflexiones sobre técnicas y métodos de estudio y exhibición de la moneda”, Numisma 232 (1993), pp. 223-237 (Dpto).


- BREGLIA, L.: Numismatica antica: storia e metodologia. Milán, 1964.


- CASEY, J.: Understanding ancient coins. Londres, 1986. (Dpto.)


- COOPER, D. R.: The art and craft of coinmaking. A history of minting technology. Londres, 1998.


- ELAYI, J. - ELAYI, A.G.: La monnaie à travers les âges. París, 1989.


- FINETTI, A.: Numismatica e tecnologia. Produzione e valutazione della moneta nelle società del passato. Roma, 1987.


- HERRERO ALBIÑANA, C.: Introducción a la Numismática antigua. Grecia y Roma. Madrid, 1994. (Dpto.)


- HOWGEGO, C.: Ancient History from coins. Londres, 1995.


- PARISE, N.: La nascita della moneta. Segni premonetari e forme arcaiche dello scambio. Roma, 2000. (Dpto.)


- PÉREZ, C.: Monnaie du pouvoir, pouvoir de la monnaie. París, 1986. (Dpto.)


- REBUFFAT, F.: La monnaie dans l’Antiquité. París, 1996. (Dpto.)


- SERVET, J. M.: Nomismata. État et origines de la monnaie. Lyon, 1984.


- VILLARONGA, L.: Estadística aplicada a la Numismática. Barcelona, 1985 (Dpto.).


- VV.AA.: Coin find and coin use in the Roman World, Oxford Symposies on Coinage and Monetary History (Oxford, 1993). Berlín, 1996 (Dpto.).


- VV.AA.: I luoghi della moneta: le sedi delle zecche dall'Antichità all'Età Moderna. Atti del Convegno Internazionale (Milán, 1999). Milán, 2001. (Dpto.)





MONEDA EN EL MUNDO GRIEGO


- CARRADICE, J.: Greek coins. Londres, 1995.


- CARRADICE, J. - PRICE, M.: Coinage in the Greek world. Londres, 1988.


- CRAWFORD, M.: La moneta in Grecia e a Roma. Roma, 1982.


- DAVIS, N. - KRAAY, C. M.: The Hellenistic kingdoms. Portrait coins and history. Londres, 1980. (Dpto.)


- KRAAY, C.M.: Greek coins and history. Londres, 1969.


- KRAAY, C.M. - HIRMER, M.: Greek coins. Londres, 1966. (Dpto.)


- MARTIN, T. R.: Sovereignity and coinage in Classical Greece. Princeton (N.J.), 1985. (Dpto.)


- MEADOWS, A. - SHIPTON, K. (eds.): Money and its uses in the ancient Greek world. 2001. (Dpto.)



 
 

Maquetas históricas recortables gratis
Visita mi blog donde puedes descargar maquetas históricas recortables http://librosgratispapercraftymas.blogspot.com.es/
Saludos J. Ossorio

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

LIBROS D´OSSORIO

LIBROS D´OSSORIO
SEGUNDA MANO

Puedes colaborar aquí

Esqueleto T-rex